¿El SENA ya es como el SENAdo?

0
957
La intempestiva salida de María Andrea Nieto de la dirección del Servicio Nacional de Aprendizaje, Sena, dejó abierta la sensación que tras bambalinas al interior de la institución, considerada la joya de la corona por el Gobierno, se mueven corrientes de politiquería y de supuestos malos manejos.

Esta situación deberá ser despejada por la Procuraduría General de la Nación, que decidió abrir indagación contra funcionarios de la entidad.

En una comunicación, el ministerio Público dice que “el Grupo Élite Anticorrupción llamó a declarar a la exdirectora para que precise las denuncias sobre irregularidades en proyectos de inversión, exigencias de cuotas políticas, ocultamiento de información y entorpecimiento para la toma de decisiones en que pudieron incurrir funcionarios de esa entidad”.

Lo que ha dicho la directora es que el actual secretario de la Presidencia, Alfonso Prada -quien fue director de la entidad entre el 2014 y el 2017-, tiene cuotas políticas en el Sena y la han presionado para que renunciara. La Procuraduría ordenó como prueba el inventario de la contratación de la entidad.

Por denuncias

La ex directora del Sena María Andrea Nieto aseguró que la sacaron del Sena por denunciar presuntas irregularidades en la contratación de la entidad, que maneja un presupuesto de 3.3 billones de pesos y en donde 13 obras están en estado crítico.

“Tengo todas las pruebas y los consolidadas del informe que radiqué en la Procuraduría, yo arranco por el tema de las obras y el detonante es el edificio que están construyendo en la carrera 9 con 57, que desde el año 2015 se diseñó. Le entrega al constructor un anticipo de $19 mil millones y le dice: ‘rediseñe’. En teoría ya le dijeron que no estaba bien y después de dos años el edificio no sale de la tierra y el contratista dice que no tiene flujo de caja”, indicó.

Otra de las irregularidades que puso en evidencia de las autoridades Nieto fue el contrato de las aulas móviles, por 22 mil millones de pesos. “En este caso hay evidencia con claridad de que no cumplieron con el objeto del contrato y la dirección jurídica del Sena decide hacer una conciliación por 7 mil millones de pesos, volándose los 2 mil millones de pesos que tenía en el presupuesto”, expresó.

María Andrea Nieto reiteró que en Colombia administrar y gerenciar de manera transparente una entidad se volvió incómoda para algunos. “Siento tristeza y dolor de país porque ahí lo que hay es la administración de los impuestos de todos los colombianos y el mensaje al final es que no es posible administrar bien y si administras bien te vuelves incómoda”, aseveró.

María Andrea Nieto agregó que la decisión de sacarla del Sena se dio “dentro de un contexto de verdad, honestidad y de principios y mis principios parecen no estar alineados con los principios en donde me tienen que declarar insubsistente”.

Al preguntarle si se iba desilusionada con el presidente Santos, Nieto dijo que “es muy difícil construir la paz cuando dentro de la trinchera los que estábamos tratando de sacar adelante eso se voltean y le disparan a uno en la cabeza, eso sí es muy difícil”.

Efectos

Nieto señaló sobre la declaratoria de insubsistencia que “la declaración de insubsistencia es consecuencia de las denuncias sobre un desorden administrativo muy importante, que mal contados, lleva 800.000 millones de pesos en contratos de obras de infraestructura, de manejo de tecnología y que poco a poco se volvió insostenible”, expresó Nieto.

“Cuando yo empiezo a indagar sobre cuáles habían sido los topes de los anticipos de las obras, me empiezo a dar cuenta que no hubo criterio financiero y presupuestal para adjudicar esas obras”, explicó, anotando que hubo muchas personas, entre ellos el director jurídico de la entidad, Juan Pablo Arenas, que trabajó con el exdirector Alfonso Prada, hoy secretario de la Presidencia, que estaban interesadas en que ella no encontrara las inconsistencias.

Pero fue cuando despidió al director jurídico y financiero y a la persona encargada de sistemas que “literalmente, se armó la de Troya y fui llamada por el señor Presidente a preguntarme qué había pasado. Le expuse las razones técnicas y mis preocupaciones sobre los convenios que estaban ejecutándose”.

“Le expliqué al Presidente el acoso de que era sometida solo por declarar insubsistente a un funcionario”, afirmó en diálogo con Caracol Radio, expresando también que “le solicité que me ayudara y me dejaron esperando en tres oportunidades. Seguramente no se querían enterar de las cosas que estaban pasando en la entidad”.

Nieto precisó que todos sus hallazgos se encuentran en 1.600 folios que remitió a la Procuraduría en los que, dijo, se pueden evidenciar todas las irregularidades, agregando que “Alfonso Prada, por dignidad, debe renunciar”.

Nieto sostuvo que se le cerraron los canales de comunicación tanto que encontró varias presiones con el fin de retirarla del cargo. Entre sus ejemplos comentados en el programa radial estuvieron tres contratos que oscilaban entre 10 y 22 millones de pesos que tenía a su poder, una falsa renuncia publicada en medios de comunicación y una supuesta denuncia contra ella por acoso laboral interpuesta desde una sede del Sena en el Atlántico.

No es la denuncia

Luego de que la directora Nieto diera a conocer presuntos casos de corrupción que involucran al secretario general de la Presidencia, Alfonso Prada, la ministra de Trabajo, Griselda Restrepo afirmó desde la Casa de Nariño que, “no es la denuncia, es la falta de procedimientos internos”.

“Así funcionan los gobiernos y así funcionan las grandes empresas, no se pueden generar los antecedentes de que las situaciones que se presenten dentro de un gobierno o dentro de una empresa, sean notificadas afuera cuando hay canales efectivos”, consideró.

Dijo que habló con el presidente Juan Manuel Santos y con el secretario Prada y que se estableció que no se reportaron los casos de manera interna, incluso señaló que se convocó en dos oportunidades a Nieto a la Presidencia y nunca asistió a los encuentros.

“Aquí lo que hay es la actuación de una funcionaria pública que perdió la confianza del Gobierno porque no utilizó los canales internos”, explicó.

Sobre si debería salir de su cargo el secretario Prada entre tanto se adelantan las investigaciones, la ministra de Trabajo manifestó, “no entiendo que él tenga que ser retirado. Hay unas denuncias sobre unos funcionarios del Sena y vamos a estar prestos a atender todas las expectativas de la Procuraduría para entregar toda la información respectiva”.

Aseguró que la investigación se va a hacer hasta las últimas consecuencias, y que desde el Gobierno nacional tienen confianza en los resultados de las indagaciones que adelanta el procurador general, Fernando Carrillo.

Respaldo

De otra parte, el sindicato Sindesena respaldó la labor de Nieto. En un comunicado, dijo que “la Directora se va, pero tiene la razón en sus reclamos. Reconocemos que gracias a los mismos, por fin los medios se ocuparon de amplificar denuncias que a gritos venimos haciendo los trabajadores del Sena desde hace décadas, relacionadas con vergonzosos hechos de corrupción y clientelismo instalados en la institución, acrecentados por los últimos gobiernos y llevados al límite bajo las administraciones de Gina Parody y Alfonso Prada”.

EL Nuevo SIglo